Campamento Diabetes Safari:  ¿Por qué los Islotes de Langerhans no son destinos turísticos? 
 

Lic. Nut. Rosa Elena Yáñez García y Dr. Stan De Loach 
Educadores en Diabetes Certificados
Directora Asociada y Director de Campamento Diabetes Safari 2006, 2007 y 2008
México, Distrito Federal, y Tarragona, España

Un paisaje colorido y exótico y un camino con jardineras verdes y bien nutridas dieron entrada al pedacito de cielo en la tierra en el que DESCUBRIMOS el verdadero poder que tenemos cada uno de nosotros con diabetes, tipo 1, durante el anual Campamento Diabetes Safari.

Todos los niños y adolescentes requieren apoyo y atención, por lo que un entorno afectuoso, libre de prejuicios sobre la diabetes y con amplia información relevante es el mejor para un buen desarrollo del herramientas y capacidades del automanejo que ayuden a prevenir las complicaciones inmediatas y tardías de esta condición todavía no curable.

Lo hermoso durante el Campamento fue la manifestación espontánea, alegre y creciente de los Campistas, traducida en charlas naturales de sabiduría donde las preguntas y respuestas jugaban sin cesar entre la riqueza de la flora y fauna que nos brindó el Centro Vacacional Oaxtepec durante 3 días.  Durante Diabetes Safari 2006, viví una sensación de estar como “pez en el agua,” hablar el mismo idioma con comprensión, fluidez y naturalidad.
 
 

Aunque los Campistas viajaron desde Baja California, Guerrero, Nayarít, Querétaro, Puebla y el Estado de México, se creó una unión no visible entre cada uno de ellos, resultado tal vez de la unión entre mentes y fuerzas de los miembros del Staff multidisciplinario.  El Campamento, que es sin fines de lucro, ofreció un entorno seguro y supervisado en el que el APRENDIZAJE y el APOYO fueron pilares de una educación tipo “no directiva” o “autodirigida.”
 
 

Se dice que “el valor no se conoce hasta que se vive.”  El Campamento Diabetes Safari 2006 creó ambientes y condiciones ideales para que el niño o adolescente con diabetes, tipo 1, no sólo aprendiera, sino que con seguridad, apoyo y comprensión y sin órdenes ni mandatos, también desarrollara y practicara las habilidades necesarias para tomar sus propias decisiones diarias respecto al automanejo de la diabetes.  De esta forma, la LIBERTAD fue otro de los pilares que brilló durante los 3 días.
 
 
Siempre hay que dejar un espacio para la sorpresa.  El valor glucémico promedio de los Campistas, al llegar al Campamento, fue de 209 mg/dL; al salir, el valor glucémico promedio fue de 87 mg/dL.  Lo sorprendente  fue que cada participante asumió una actitud propicia a la expresión de su “yo auténtico,” lo que conllevó a su autorrealización, al disponer de su libertad con responsabilidad, creatividad y éxito.
 
 

El 60% de los miembros del Staff también tiene diabetes, tipo 1.  Entre ellos hay más de 50 años de experiencia personal en el tratamiento, el manejo y el automanejo de la diabetes, tipo 1.  Los Campistas y ellos decidían cuándo monitorear su glucosa, qué y cuánto comer, cuánta insulina inyectarse y cuándo y cuánta actividad física realizar.  Esta responsabilidad desarrolló la CONFIANZA capacitada.  Descubrieron que con la información actualizada y la asesoría del Staff, sí pueden lograr un óptimo control de la glucosa en sangre.


 

Se dice que “el valor no se conoce hasta que se vive.”  El Campamento Diabetes Safari 2006 creó ambientes y condiciones ideales para que el niño o adolescente con diabetes, tipo 1, no sólo aprendiera, sino que con seguridad, apoyo y comprensión y sin órdenes ni mandatos, también desarrollara y practicara las habilidades necesarias para tomar sus propias decisiones diarias respecto al automanejo de la diabetes.  De esta forma, la LIBERTAD fue otro de los pilares que brilló durante los 3 días.
 
 

La ARMONÍA entre los participantes fue indescriptible.  Se desarrolló la seguridad, el redescubrimiento, el poder, el corazón, la reflexión y la entrega.  Las sonrisas y los asombros compartidos de los participantes dieron razón y justificación al trabajo realizado.
 
 

El Staff quiso promover comprensión y aprendizaje práctico y demostrar que una persona con diabetes, tipo 1, es capaz de lograr equilibrio con dicha condición y de aprender en poco tiempo las conductas que eficaz y seguramente controlan los niveles de azúcar en la sangre.  En un contexto educativo no directivo o autodirigido y con el apoyo de un Staff multidisciplinario capacitado, los Campistas emplearon su capacidad y valor para lograr sus metas.
 
 
 
 
Campamento Diabetes Safari 2006

Otras páginas relevantes:
Información general
Fotos adicionales del Campamento Diabetes Safari 2006
 

 Publicado en: Diabetes Hoy, noviembre - diciembre, 2006, volumen 15, número 24, páginas 22 - 23.


 
 

Página principal

Al inicio de esta página


Preguntas y respuestas acerca de la diabetes mellitus, tipos 1 y 2: 
#1
.
#2
.
#3
.
#4
.
#5
.
#6
.
#7
.
#8
.
#9
.
#10
.
#11
.
#12
.
#13
. #14
10 ii 2007


Se prohibe la reproducción total o parcial del diseño de esta página, sin la autorización correspondiente.  Este sitio y todas las páginas que forman parte del mismo forman una guía educativa e informativa, que no pretende sustituir el tratamiento o las indicaciones de su médico o médica.  Cualquier decisión de autotratarse con un medicamento nuevo o de cambiar de medicamento o de alterar la dosis de su medicamento actual deberá consultarse con su médico o médica.  El sitio continents.com no se hace responsable del uso de la información contenida.  © 2006 - 2008  Dr. Stan De Loach y Lic. Rosa Elena Yáñez